Gastos al comprar una vivienda de segunda mano. Cuales son?

Como profesional inmobiliario, comprendo los distintos gastos que conlleva la compra de una vivienda de segunda mano. Es esencial conocer todos los gastos para garantizar una transacción fluida y financieramente viable. En este artículo hablaré de los distintos gastos que los compradores deben tener en cuenta al comprar una vivienda de segunda mano.

 

Gastos legales y administrativos

Uno de los gastos iniciales al comprar una vivienda de segunda mano son los gastos legales y administrativos.  Los gastos de notaría se derivan de la legalización del contrato de compra y otros documentos legales.(El comprador paga 1/3 parte de su coste con arreglo a ley, unos 300€ aprox. para una vivienda de importe de 150.000€). Además, hay gastos de registro de la propiedad para transferir legalmente la titularidad de la vivienda al comprador(400€ aprox. para un importe de 150.000€). Y realizar la gestión de inscripción por una gestoría o la misma notaria. (300€ aprox. para un importe de 150.000€). Total gastos aprox. 1.000€

 

Valoración de la vivienda y peritaje

En caso de solicitar hipoteca, antes de comprar una vivienda de segunda mano, es obligatorio hacer una tasación de la vivienda por una empresa homologada por el banco de España, para la garantía hipotecaria del banco. La tasación determina el valor justo de mercado de la vivienda. Además, una inspección es esencial para identificar cualquier problema estructural o de mantenimiento que pueda requerir costosas reparaciones en el futuro. (Coste aprox. de 400€ para un importe de 150.000€)

 

Impuesto de transmisiones patrimoniales

Al comprar una vivienda de segunda mano, debes tener en cuenta el impuesto de transmisiones patrimoniales. Este impuesto es un porcentaje del precio de compra y varía según el lugar. Es importante comprobar el tipo impositivo aplicable en tu zona, ya que puede afectar significativamente a tu presupuesto. El impuesto de transmisiones patrimoniales es un requisito gubernamental y debe pagarse en un plazo de 30 días. En la comunidad valenciana es del 10% para mayores de 35 años y el 8% para menores de 35 años que lo destinen a vivienda habitual.

 

Gastos hipotecarios

En la actualidad todas las entidades financiera asumen los gastos  derivados de la hipoteca. También es importante tener en cuenta el coste de un asesor o agente hipotecario que pueda ayudarte a navegar por el complejo proceso hipotecario y encontrar la mejor oferta para tus necesidades.

 

Seguro de hogar

Una vez que te conviertes en propietario de una vivienda de segunda mano, es esencial proteger tu inversión contratando un seguro de hogar. El seguro de hogar cubre la estructura de la vivienda, así como tus pertenencias, frente a imprevistos como incendios, robos o catástrofes naturales. El coste del seguro de hogar dependerá de varios factores, como el valor de la vivienda, su ubicación y tus circunstancias personales. Y obligatorio en caso de solicitar cualquier hipoteca.

 

Cálculo de los honorarios de las agencias inmobiliarias

Los honorarios de las agencias inmobiliarias suelen calcularse como un porcentaje del precio del inmueble. El porcentaje puede variar, oscilando entre el 2.5% y el 5% o más, con un mínimo de 2.500€ netos más Iva. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el porcentaje es negociable y puede depender de las circunstancias concretas de la compraventa. (Coste aprox. de 3.750€, en el caso del 2.5% para un importe de venta de 150.000€).

Al calcular los honorarios, es fundamental tener en cuenta los servicios adicionales incluidos en el paquete, como la puesta en escena de la propiedad, la fotografía profesional, estudio de marketing, gestión de documentos o la asistencia jurídica. Estos servicios complementarios pueden aumentar el valor global proporcionado por la agencia y justificar unos honorarios más elevados.

 

Gastos de suministros y mantenimiento

Es importante tener en cuenta los gastos corrientes de suministros y mantenimiento a la hora de presupuestar una vivienda de segunda mano. Los gastos de suministros incluyen la electricidad, el agua, el gas y los servicios de Internet. Estos gastos pueden variar en función del tamaño de la vivienda y del uso que hagas de ella. En el caso de estar los servicios de baja, habría que soportar unos  150€ por cada alta nueva, si las instalaciones están conforme a normativa. Además, presupuestar el mantenimiento y las reparaciones periódicas es crucial para mantener la propiedad en buen estado. Es aconsejable reservar una parte de tu presupuesto para gastos de mantenimiento imprevistos, ya que las propiedades más antiguas suelen requerir reparaciones más frecuentes.

 

Conclusión de cuáles son los gastos al comprar una vivienda de segunda mano

Comprendiendo y presupuestando estos gastos, los compradores pueden asegurarse una transacción fluida y financieramente viable. Se recomienda consultar a un profesional inmobiliario para comprender mejor los gastos específicos que conlleva la compra de una vivienda de segunda mano en tu zona.

 

 

Guía del vendedor

No es lo mismo vender que vender bien. Descubre todo lo que tienes que tener en cuenta en nuestra guía gratuita.